Nuestra costa El eterno cambio

Nuestra costa onubense está en un eterno cambio. Las olas se llevan las arenas de un lado a otro, los temporales provocan profundos cambios en la línea costera. Como siempre cada año plantamos la sombrilla en el mismo espacio donde el invierno anterior estaba cubierto por oleaje.